EL INCREÍBLE NIÑO COME LIBROS

EL INCREÍBLE NIÑO COME LIBROS

Esta es la historia de Enrique, un niño al que le encantan los libros, pero no como a cualquier niño pueden gustarle. Un día, mientras tenía en una mano una paleta y en la otra un libro, Enrique, distraídamente, probó el libro. Notó que le gustaba, y aunque tenía sus dudas decidió comerse primera una palabra, luego una oración y, después, una página, luego de un par de días ya se había comido un libro entero. Inexplicablemente el conocimiento que contenían los libros llegaba al cerebro de Enrique, y pensó que con esto en poco tiempo podría ser la persona más lista del mundo, pero de pronto todo empezó a complicarse.

el increible niño come libros

 

 

Posted in libros

EL NARRADOR DE CUENTOS

EL NARRADOR DE CUENTOS
Ana Mayela De Velázquez Farfán
En una aldea había un hombre a quien todos querían mucho porque
contaba bonitas historias. Salía temprano de su casa y abandonaba la
población. Al atardecer, cuando volvía, los trabajadores, cansados de
trajinar todo el día, lo rodeaban y le decían: –¡Cuéntanos lo que has
visto hoy! Y él contaba, inventando: –He visto en el bosque un mono
tocando zampoña, y muchos gnomos con gorros de colores bailando a su
alrededor. –¿Qué más viste? –le preguntaban luego. –Cuando llegué a la
orilla del mar ¿qué se imaginan que vi? –¡Nosotros no podemos imaginar
nada! Dinos tú lo que viste. –Pues, vi tres hermosas sirenas que con
peine de oro peinaban su larga cabellera verde. Y los hombres, mujeres
y niños lo adoraban porque les contaba bonitas historias. Una mañana,
salió de su aldea, como de costumbre, pero al llegar al mar vio,
efectivamente, tres hermosas sirenas que en la playa peinaban con
peine de oro su larga cabellera verde. Y cuando llegó al bosque vio,
realmente, a un mono tocando zampoña mientras lo rodeaban bailando
varios gnomos con gorros de colores. Esa tarde, al volver a la aldea,
los trabajadores le dijeron, como de costumbre: –¡Cuéntanos lo que has
visto hoy! Ante su silencio, insistieron: –¡Anda, por favor, cuéntanos
lo que has visto hoy! Y entonces él contestó: –Hoy no he visto nada.
ÓSCAR WILDE (Trad. y adaptado por E.L.Z.)

 

Oscar Wilde

El narrador de cuentos

Posted in libros

EL TRAJE DEL ARMADILLO

EL TRAJE DEL ARMADILLO

Alejandro jara

¿Sabes por qué los armadillos tienen en su caparazón
líneas finas en los extremos y gruesas en el centro?
Apuesto a que no. A mí me lo contó un amigo.
Un día Yum K’ax, el Señor del Monte, invitó a todos los
animales a una gran fiesta. En la invitación, gritada a
los cuatro vientos, se indicaba que todos debían ir
vestidos con sus mejores galas.
El wech —así se llama el armadillo en lengua maya— no
tenía traje de gala, toda su ropa estaba sucia pues para
conseguir su comida debe escarbar en la tierra. Así que
decidió estrenar ropa el día de la gran celebración y fue
a tomarse medidas con el sastre.
Faltaba aún mucho tiempo para el día de la fiesta, así
que el sastre, tomando las cosas con calma, empezó a
confeccionar el traje del armadillo con puntadas muy
pequeñas y finas. Pero a sólo una semana del gran
banquete, el sastre se dio cuenta de que al paso que
iba jamás terminaría a tiempo el traje del wech.
Desesperado empezó a hacer cada vez más grandes
las puntadas y en tres días el traje ya casi estaba listo.
Viendo esto y calculando que en tres días acabaría el
trabajo, con las mismas puntadas finas del principio
terminó un bellísimo caparazón para el armadillo que
se fue muy contento a la fiesta del gran Señor del
Monte.

 

armadillo

Posted in libros

LOS SIETE CABRITILLOS Y EL LOBO

 

LOS SIETE CABRITILLOS Y EL LOBO
Selene Hernández Valadez
Érase una vez…..
Siete cabritillos que vivían con su mamá en una casita a las afueras
del bosque
Un día mamá cabra les dijo:
-Hijitos, voy a ir de compas mientras este afuera, no le abran la
puerta a nadie, sobre todo al lobo!
-¿Y cómo sabremos que quien llama en es lobo? –Preguntaron.
-Porque el lobo tiene la voz ronca y las patas negras- contestó mamá
cabra. Luego les dio un beso y se fue.
El lobo hacía tiempo que vigilaba a los cabritillos. Por eso, al ver
que se quedaban solos, se relamió los bigotes de alegría y se dijo:
-“mmm ¡Esta es la mia! ¡hoy voy a tener cabritillo para comer!”
y se dirigió a la casa de los cabritillos. El lobo se plantó frente a la
puerta de la casita, toco y dijo:
-Soy yo, mamita. Abran la puerta por favor.
Al oír su vozarrón ronca, los cabritillos contestaron: – ¡Fuera, vete,
lobo malo! ¡Con tu ronca voz no nos has engañado!
Entonces el lobo muy molesto se fue al pueblo a comprar miel y
clara de huevo, para tener la voz dulce y suave y dijo: “¡Por fin los
cabritillos van ser todos míos!” se bebió la mezcla y regreso a la
casa de los cabritillos, volvió a llamar a la puerta y dijo: -Soy yo,
mamita. Abran la puerta por favorPero
esta vez los cabritillos le pidieron que a demás enseñara su
pata. El lobo metió la pata bajo la puerta y al verla tan negra y
peluda, le dijeron:
-¡Fuera, vete, lobo malo! ¡Con esa pata negra y peluda no nos has
engañado!
El lobo regreso corriendo a la tienda pero esta vez compro harina se
cubrió las patas para que quedaran blancas volvió a casa de los
cabritillos y estos al ver la pata blanca bajo la puerta creyeron que
era la pata de mamá cabra y abrieron la puerta…..
¡Que espanto! ¡Que horror! Aquélla no era mamá cabra, sino el
lobo, que entró de un gran salto a la casita y grito: -¡Por fin son
todos mios! ¡me los comeré a todos!
Los persiguió y uno a uno se los fue comiendo a todos……Bueno
¡casi a todos!, la mas pequeña de los siete hermanos se escondió
bajo la cama y cuando mamá cabra volvió casa le conto todo. Madre
e hija salieron corriendo en busca del lobo, quien roncaba mientras
dormía la siesta bajo un árbol, mamá cabra saco uno a uno los
cabritillos de la panza del lobo y se la lleno de piedras.
Al despertar, el lobo pensó: ¡Que sed! ¡Estos cabritillos sí que pesan
como piedras! Y caminando lentamente fue a beber al pozo. El lobo
se inclinó para beber, pero las piedras pesaban tanto que cayó en el
pozo soltando un tremendo aullido-¡ aaauuuuuuuu!
Mamá y sus siete hijitos corrieron a ver qué había pasado, y al ver al
lobo en el fondo del pozo, se pusieron a saltar de alegría porque
nunca más estarían en peligro.

  • Xavier Vilagut

LOS SIETE CABRITILLOS Y EL LOBO

Posted in libros

Cerca

Titulo: Cerca
Cuenta cuentos: Zaira Loredo

El Señor Pato, como todos los días, se va a trabajar.
El Señor Conejo, como todos los días, también se va a trabajar.
Siempre se cruzan…

cerca_natalia_colombo

Posted in libros

El monstruo escondido en el armario

El monstruo escondido en el armario

Había un niño que tenía mucho miedo de dormir a oscuras, porque pensaba que la habitación se llenaría de monstruos. Pero llegó un día en que era tan mayor que ya no podía dormir con luz. Esa noche estaba muerto de miedo, pensando en los monstruos; tanto, que fue a su armario por una linterna. Pero al abrir la puerta, se encontró un monstruo frente a frente, y dió el grito más grande del mundo. Entonces el monstruo dio un paso atrás, agarró sus pelos de colores con sus tentáculos y … ¡se puso a llorar! y lloró tanto y tanto tiempo que al niño se le pasaron el susto y el miedo. Como pudo calmó al monstruo y empezó a hablar con él, preguntándole por qué lloraba y qué hacía allí. El monstruo le contó que vivía en el armario, pero que casi nunca salía de allí por miedo al niño. Cuando le preguntó por qué, resultó que la cara del niño le parecía lo más horrible que había visto nunca, con ojos, orejas y nariz. Lo mismo pensaba el niño del monstruo, que tenía una enorme cabeza llena de bocas y pelo. Hablaron tanto que se hicieron bastante amigos, y entonces comprendieron que ambos tenían miedo de lo mismo: aquello que no conocían. Para no tener miedo, ¡sólo tenían que conocer a los demás!. Así que juntos fueron por el mundo viendo leones, tigres, cocodrilos, dragones… y a todos los conocían primero, y a todos los convertían en sus amigos sin sentir miedo alguno. Y aunque sus papás están contentos porque piensan que su hijo ya es mayor para pensar que los monstruos existen, lo que de verdad ocurre es que el niño habla y se hace amigo de todas las criaturas que visitan de noche su habitación

monstruo en el armario

Posted in libros

La llave Magica

Martín era un niño que ya se había hecho tan mayor, que aquel cumpleaños su padre le regaló un libro ¡sin dibujos! El pobre niño quedó un poco decepcionado, pero al notarlo su padre le dijo:

– Este no es un libro cualquiera hijo, es un libro mágico. Pero para descubrir su magia, tendrás que leerlo.

Eso estaba mejor, porque a Martín le gustaban todas las cosas mágicas, así que empezó a leer el libro, aunque no tenía muchas ganas. A la mañana siguiente, su padre le preguntó:

– ¿has encontrado ya la llave mágica?

¡Así que tenía una llave!. Martín corrió a hojear el libro buscándola, pero no había ni rastro. Volvió muy contrariado, pero su padre le advirtió:

– Así no la encontrarás. Tienes que leer el libro.

Pero Martín no tuvo mucha paciencia, y dejó de leer, pensando que su padre le había engañado para hacerle leer un poco más, como le había estado diciendo el profesor.
Poco después, su hermana Ángela, sólo un poco menor que él, le pidió el libro para tratar de leerlo ella. Tras varios días esforzándose por leerlo sin demasiado resultado, apareció en el salón gritando loca de contenta:

– ¡La he encontrado, he encontrado la llave del libro mágico! -y entonces no paró de hablar de los mundos y lugares que había visitado con aquella llave.

Aquello terminó por convencer a Martín para volver a leer el libro. Al principio era un rollo, ni un triste dibujo, pero poco a poco la historia se fue animando, empezó a interesarse por la vida de aquel príncipe aventurero, y cuando quiso darse cuenta, allí estaba. Era el propio libro el que tenía a sus ojos forma de llave, y era verdad que en cuanto lo abría, se sentía transportado a los valles y mares del libro, y vivía las aventuras de sus piratas, príncipes y hechiceros como si fuera él mismo. Y su cabeza y sus sueños se llanaban de aventuras a la primera oportunidad.

Pero lo más especial de aquella historia, fue que a partir de entonces, en cada nuevo libro veía una nueva llave a mil mundos y aventuras, y ya nunca dejó de viajar y viajar a través de las letras y las palabras.

Este cuento se tomo de la siguiente direccion: http://cuentosparadormir.com/infantiles/cuento/la-llave-magica

Proposito es que al niño le de gusto por que le lean

Posted in libros

Curso de capacitación para Cuenta Cuentos

Los invitamos a:

Curso de capacitación para Cuenta Cuentos
Lugar: Parque Tangamanga I
Invitación

Fecha: Domingo 14 de abril
Horario: 10:00 a 14:00 hrs
Formadores: integrantes del proyecto Cuéntanos un Cuento

Informes: coordinacion@cuentanosuncuento.com

Posted in libros

Cuéntanos un cuento Volumen II

Cuentanos-un-cuento-volumen-II

¿Recuerdas cuál fue el primer cuento que te contaron?
¿Cómo era?
¿Qué sentiste?

Déjate envolver otra vez por las palabras, las historias y los personajes

Es hora de decir ¡Cuéntanos un cuento!

 

1.- EL MONSTRUO EN EL ARMARIO

Martha Soriano

2.- EL TRAJE DEL ARMADILLO
Alejandro Jara

3.- EL NARRADOR DE CUENTOS
Ana Mayela de Velázquez Farfán

4.- AHORA NO, BERNARDO
Martha Soriano

5.- LOS SIETE CABRITILLOS Y EL LOBO
Selene Hernández Valadez

6.- OREJAS DE MARIPOSA
Maribel Alavez

7.- EL PÁJARO DE COLORES
Pavel Astorga

8.- CERCA
Zaira Loredo

9.- LA LLAVE MÁGICA
Jairo Cristóbal Franco

10.- A MARGARITA
Citlali Luna

11.- JULITO COCHINITO
Julio Serrano

12.- EL INCREÍBLE NIÑO COME LIBROS
Gabriela Olvera

13.-EL PEDO
Sebastián Luna

14.- EL REGALO MÁGICO DEL CONEJITO POBRE
Ariel Moreno Puente

 

cuentanos-un-cuento-disco

Posted in libros

El increible niño como libros

el increible niño come libros

Ciudad de México. 16 de marzo de 2008. A partir de un principio fantástico de la historia, Oliver Jeffers lleva de la mano a los lectores pequeños a la fascinación por la lectura, al trato cotidiano con los libros. O ésta es una de las posibles conclusiones que nos deja la lectura de su más reciente libro publicado en nuestro país: “El increíble niño comelibros”.

Posted in libros